Ir a…

El Heraldo de Cuba

periódico anticomunista de Cuba

El Heraldo de Cubaen Google+El Heraldo de Cuba on YouTubeRSS Feed

Marzo 25, 2017

Cubano Ugás derrocha coraje para arrancarle la piel al Lobo en una pelea de fuego


YORDENIS UGAS vence a Levan Ghvamichava en una tremena batalla este jueves.

JORGE EBRO. A veces con boxeo puro, otras a puro instinto, Yordenis Ugás (18-3, 8 KO) se llevó un triunfo por decisión dividida el jueves por la noche que le da continuidad a su tremendo momento en el peso welter.

Sobre un cuadrilátero en Tunica, Mississippi, el guerrero de Santiago de Cuba se entregó en cuerpo y alma para sacar los mínimos suficientes y vencer en dos boletas de los jueces a Levan Ghvamichava (17-3, 13 KO), quien le exigió hasta la última gota de energía.



Guiado por la mano del profesor Ismael Salas, Ugás realizó un inteligente plan de combate en los primeros asaltos, con la combinación de un jab potente y derechas en semicírculos que mantuvieron al georgiano -conocido como El Lobo- a distancia.

¿Quién sabe que habría pasado al final si el cubano no hubiera puesto a buen recaudo esos rounds? Ghvamichava, ante la insistencia de su entrenador Virgil Hunter, comenzó a presionar, a cerrar espacios y a imponer su tren en los asaltos intermedios.

Por momentos parecía que a Ugás se le iba el combate de las manos y para colmo de males en el octavo le quitaron un punto -le habían hecho dos fuertes advertencias- por pegar por debajo del cinturón.



UNA NARIZ ROTA DESCARRILA POR EL MOMENTO LA CARRERA DE DOS PÚGILES CUBANOS
Sin embargo, en los últimos dos asaltos Ugás sacó lo mejor de su guerrero interior, capeó los temporales del de Georgia y respondió con todo lo que tenía, con todo lo que le quedaba, respirando por la boca, pero sin retroceder.

La decisión pudo haberse inclinado para cualquier lado. Queda, sin embargo, la sensación que en medio del caos y la batalla, Ugás colocó golpes más precisos, con mejor intención pugilística para apuntalar el resultado a su favor.



Valga decir que el regreso de Ugás no puede ser más en serio, pues luego de dos victorias en el 2016 ante rivales de consideración como Jamal James y Bryant Perrella, este éxito contra Ghvamichava lo catapulta a las puertas de una pelea de mayor relevancia.

Fue este mismo Ghvamichava el que destrozó al colombiano Breidis Prescott y no se puede tomar a la ligera la capacidad de asimilación y la entereza de Ugás en los momentos cruciales, cuando parecía que el abismo se abría delante de sus pies.



Estas son las batallas que dejan cicatrices de éxito y abren las puertas al respeto de los otros. La herida abierta en el rostro de Ugás será su emblema de guerrero hasta la nueva oportunidad que vendrá. Sin duda que vendrá.

Etiquetas: ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

About elheraldodecuba